sábado, 4 de abril de 2009

Guárdame


Cuando mis ojos ya no puedan verte

ni mis labios besarte

ni mis manos tocarte,

reúne todas las mariposas blancas

que abandoné en mi estela

y guárdame en tus sueños
.