martes, 21 de junio de 2011

Tiempo de recordar

Podría morir de amor y no sería suficiente,
o acariciar el recuerdo del tiempo enamorado,
cuando me recitabas los poemas de Al Muatamid,
o de aquel otro poeta al que decían "El loco".
¿Y de quién es la locura ahora sino mia?
Dímelo para que descanse al fin de tanto agobio.
He recitado el verso paralelo,
que habita en las palabras sin palabras,
y no me basta para olvidar lo dicho
entre tu y yo en los oasis de Samarra,
o bajo el palmeral,
o sobre el viento.
Podría morir de amor y sin embargo
sigo viviendo presa del oasis.
No, nunca mas recitaré las poesias
de aquel poeta apodado "El loco"
o del enamorado Al Muatamid.